7 tips para hacer videos creativos para tus redes sociales

Aprovechá al máximo el potencial de los videos. Hoy te damos algunos consejos para que puedas generar contenido atractivo para tus redes sociales.

Si sos de esos lectores aplicados y ya leíste y pusiste en práctica el posteo “10 consejos para hacer las mejores fotos para redes sociales”, entonces estás listo para pasar al nivel 2: ¿cómo hacer videos creativos para redes sociales? Pero si recién llegás al Blog de Planning o todavía no tuviste tiempo de leer el artículo en cuestión, te recomendamos que te tomes algunos minutos para verlo…

Ahora sí, ¿estás listo para avanzar? ¡Vamos!

 

Primero lo primero: ¿por qué hablamos de videos?

Simplemente porque hoy es el formato que mejor funciona a la hora de llamar la atención del público en redes sociales. Y no lo decimos nosotras, lo dicen los usuarios a través de sus reacciones a este tipo de contenidos: likes, comentarios, publicaciones guardadas y compartidas, etc. Las estadísticas no mienten: los usuarios prefieren ver y escuchar antes que leer. 

También lo dicen las mismas redes sociales cuando implementan nuevas (y cada vez mejores) herramientas para que los influencers, emprendedores, empresas y agencias de marketing digital puedan crear con mayor libertad. Historias, Reels y Boomerans, son sólo algunos ejemplos.

Pero si bien los videos pueden ser súper útiles para hacer llegar tu mensaje a tu público objetivo, esto no va a ocurrir si no te tomas este trabajo en serio. La idea es crear videos de alto impacto para que logres diferenciarte de la competencia. 

¡Ojo! Alto impacto no es lo mismo que alto presupuesto. Se pueden hacer muy buenos videos con poco o nada de dinero. De hecho, esto es lo que vamos a aconsejarte a continuación. Lo único que vas a necesitar para implementar estos tips es contar con un celular con buena cámara, tiempo y ganas de explorar tu creatividad.

 

¿Qué debo tener en cuenta para hacer videos para redes sociales?

 

1. Tener una idea y guionarla

Si, el primer paso para hacer un buen video para redes sociales es tener una idea. No tiene que ser una graaaan idea. Simplemente una idea para definir qué quiero contar o mostrar en mi video antes de prender la cámara.

Además, una vez que definas tu objetivo, nuestra recomendación es que armes un pequeño guión donde puedas puntuar o detallar el contenido del video. De esta manera, al fijar un norte claro, vas a ser más preciso a la hora de filmar/grabar, vas a evitar repetir conceptos o ser demasiado extenso al momento de explicarlos y vas a ahorrar mucho tiempo de edición posterior.

 

2. Considerar el formato

Siempre que pienses en imágenes (ya sean estáticas o dinámicas) es importante tener en cuenta el formato de destino. Un factor a considerar a la hora de hacer vídeos para redes sociales es la relación de aspecto (aspect ratio) de una imagen, que es la proporción entre el alto y el ancho.

Todas las redes sociales tienen sus dimensiones mínimas y máximas preestablecidas. Incluso dentro de una misma red social, hay distintos tipos de publicaciones que admiten diferentes formatos. Tal es el caso de Instagram, que para las publicaciones en el feed admite videos en formato cuadrado (aspect ratio 1:1) o formato horizontal (aspect ratio 16:9), mientras que en historias, Reels e IGTV admite videos en formato vertical (aspect ratio 4:5). 

Entonces, antes de empezar a grabar, definí qué destino va a tener tu video y, en función de éste asegurate que filmes en el formato idóneo. 

 

3. Crear contenido específico para cada red social

Aunque la mayoría de las personas seamos consumidores de más de una red social, la realidad es que no esperamos ver lo mismo en todas ellas. No es lo mismo lo que buscamos, por ejemplo, en YouTube, en Instagram o en Tik Tok.

Por eso, a la hora de crear contenidos, pensá: primero dónde está tu público objetivo, y luego, qué buscan tus seguidores en cada una de las redes sociales que consumen.

 

4. Enfocarse en los primeros segundos.

Los primeros segundos de los videos son claves para llamar la atención del público. Tienen que ser lo suficientemente interesantes como para hacer que las personas quieran quedarse viendo el tiempo que dure tu video. Por eso, cuando armes tu guión, tené en cuenta que en los primeros 10 a 15 segundos tiene que estar el “gancho” para que sigan en tu cuenta. 

Hay varios trucos para lograrlo, pero básicamente se resume en lograr una combinación de buenas imágenes con sonidos o música atractiva. 

 

5. Cuidar el audio

Ya que mencionamos el sonido, hacemos un llamado de atención acá. El audio es fundamental para lograr un video exitoso. De nada sirve tener las mejores tomas si el audio es pobre. 

¿A quién no le ha pasado grabar un hermoso video al aire libre pero al darle play lo único que escuchamos es el sonido del viento? ¿O quizás armaste un tutorial y de fondo se perciben los bocinazos de la calle o los ruidos de la casa?

Olvidarse del audio es un error bastante frecuente. Por eso, preferimos advertirlo antes de que lo cometas. Antes de grabar, fijate de hacerlo en un lugar libre de sonidos externos. Y si tenés pensado hacerlo al aire libre, tratá de grabar en espacios protegidos del viento.

 

6. Usar subtítulos

Los subtítulos no sólo sirven para traducir lo que se dice en el audio a otros idiomas. Hoy por hoy, las personas consumimos videos en todas partes y desde diferentes dispositivos. Muchas veces nos encontramos en situaciones en las que no podemos subir el volúmen o no tenemos auriculares para escuchar. Y acá los subtítulos van a ser clave para que podamos entender el contenido del video sin escucharlo.

Además, los subtítulos hablan de accesibilidad, ya que permiten que las personas con discapacidades auditivas puedan consumir nuestros contenidos. De hecho, hace pocos días Instagram anunció el lanzamiento de una nueva funcionalidad (un sticker llamado captions) que permitirá añadir subtítulos en cualquier historia que creen sus usuarios en todo el mundo. 

 

7. Editar, siempre editar

En Planning tenemos una regla: nunca jamás publiques un video (o una foto) sin editar. Por más pequeña que sea la edición que debas hacer (porque hiciste un gran trabajo en la instancia de guión y grabación), siempre hay algo para recortar, retocar o agregar. 

No hay que ser un astro de la edición para crear un buen video. Tampoco hay que tener los mejores equipos, ni los mejores programas de edición. Hay muchas herramientas y aplicaciones gratuitas que permiten editar videos geniales, incluso desde el celular, como Mojo, Splice, InShot, etc. 

En esta etapa final, lo más importante es dedicarle tiempo y animarse a jugar con los recursos que estas herramientas ofrecen como filtros, efectos de sonido, transiciones de video, etc. 

 

Para concluir este posteo, es importante recordar que siempre que pensemos en contenidos nuevos hay que tener en cuenta a nuestro público. Muchas veces hablamos de este tema, pero no está de más repetirlo: entender qué contenidos les gusta, interesa o motiva, nos ayudará a crear más y mejores videos. 

 

Compartir

Suscribite a nuestro
Newsletter